Noticias

Domingo quiñones Renovado como artista y persona

Tota
24/01/2007, a las 06:25

Domingo Quiñones en una sección fotográfica para su disco.Ya no le desvela que lo critiquen, que cuestionen su credibilidad ni su perseverancia en la lucha contra las sustancias.

La evidencia, como el título del disco de hip-hop, reggaetón y salsa que lanzará al mercado el mes entrante, es el mismo: que cayó y se levantó nuevamente, independientemente de lo que se comente en la calle.

Así se expresó Domingo Quiñones en entrevista con El Nuevo Día minutos antes de la sesión fotográfica de su disco “La evidencia”, efectuada ayer en el estudio de David Nieves en Carolina.

“En la foto de la carátula yo cargo con un bulto y la gente puede pensar que cargo algo para probarle a alguien… Pero lo que llevo ahí es la palabra del Señor. Y la evidencia soy yo, que me caí y me levanté. Dios ha restaurado mi ser. Tengo una claridad mental que hace muchos años no tenía y es evidente que cualquier persona que caiga puede recibir la misma oportunidad que tuve”, dijo Quiñones.

Al reconocer que la adicción es una enfermedad, el salsero aseguró que atraviesa por un proceso de recuperación, en el que es asistido por el doctor Ricardo Soler Ramírez.

“No me he olvidado de la parte clínica, de las terapias. No dependo de medicamentos, pero sí los tomo, aunque nada de narcóticos. Le he dado duro a la parte física, al ejercicio, a la meditación y la lectura. He comprendido que lo que me sucede a mi le ocurre a tanta gente y he encontrado una vía diferente para resolver ese problema”, explicó.

En “La evidencia” Quiñones grabó con Vico C., Manny Montes, Funky, Tito ‘El Bambino’ y otros artistas. Sus nuevas canciones son “Es por tu amor”, “Eso le pasa a cualquiera”, “Sólo no puedo” y “El cementerio de los vivos”, entre otras en que combina el hip-hop y el ‘denbow’ del reggaetón con elementos de salsa, reminiscentes de Tito Puente, Charlie Palmieri y Willie Colón.

Uno de los dúos que más le entusiasma es el titulado “Ay que querer”, cuya letra versa sobre la realidad del deambulante y que grabó con su hijo Josh.

“Es un caballo. Jamás en la vida pensé que iba a tener el vozarrón que poco a poco ha desarrollado. Su prioridad son los estudios. Vive en Estados Unidos, pero al ser hijo de un salsero le mete mucha pasión a esto”.

Domingo ahora persevera en la iglesia La Nueva Cosecha del pastor Miguel Cintrón.

El intérprete de “Se necesita un milagro” aclaró que los exabruptos posteriores al espectáculo “Duelo al anochecer” fueron planificados. Entonces le correspondió representar el papel del malo.

“Sólo Dios sabe con la intención que se hizo y a quién se le quiso tirar. Aquí los supuestos rivales somos el Cano y yo. Necesitaban un ‘bad boy’ y el papel como que no me pegó”.

Respecto a “El Duelo Final”, Domingo dijo que desplegará todos sus recursos para demostrar que es “El más que Canta”. También aclaró que es amigo de Cano Estremera y de Hermán Olivera.

Quiñones viajará próximamente a México, luego a Islas Canarias, Florida y un viajé a Perú, plaza salsera donde su composición “El más buscado” fue seleccionada la canción más popular de 2006.